¿Ayudar siempre a tu hijo? Prueba esto otro…

Buena lectura para padres, pero también para uno mismo para cuestionarse si ayudamos demasiado a otros facilitándoles en exceso la vida y para plantearnos otras salidas y soluciones cuando tenemos un problema.

Noelia López-Cheda

El otro día estábamos en el colegio y David se subió a unas gradas. No estaban ni muchísimo menos altas pero quiso bajar por la parte que no había escalón y a él le parecía más divertido.

david grada

Cuando miró hacia abajo, observé que se paraba a pensar y después de hacerlo me dijo (en ese momento eché la foto):

  • Mamá, no puedo bajar…

Normalmente yo lo que hago en estos casos, es acercarme y ayudarle a bajar, sin mucha más historia. Sin embargo ese día, me salió de golpe la pregunta que siempre uso en los cursos, sesiones y momentos en los que las personas se paralizan.

  • Y, ¿qué puedes hacer? 

Automáticamente me di cuenta que me había salido sin pensar y que seguramente no me iba a contestar o me iba a decir “No sé”. Así que su respuesta, me dejó bastante sorprendida.

  • ¿Pedir ayuda a algún papá?

Ver la entrada original 217 palabras más

Anuncios

Todo empieza con una resolución, ¿cuál es la tuya?

Es tiempo de mirar la vida con otros ojos. 

Navegando por ahí di con este video, muy apropiado para estas fechas.  Es la guía de un astronauta para ser optimista, que muy bien puede ser una interesante forma de empezar el nuevo año.  Todo empieza con una resolución, ¿cuál es la tuya?  La mía la estoy terminando de decidir.